viernes, 16 de marzo de 2012

Amor helado. Capítulo 7: Infancia

Frotando el lavabo, frotando las puertas, fronrando hasta las últimas esquinas de las duchas. Limpiando cualquier rastro, pisada o mancha que nos encontremos por el camino. Benny, Josh y yo estamos castigados todo el mes. Tareas de limpieza, establos, pintar los muros del internado, arreglar el cobertizo y lo peor de todo, dormir en él.

 Empapo el rodillo de una pintura gris que huele fatal y lo escurro bien. Me dispongo a pintar el muro y me encuentro cara a cara con Josh. 

 -¿Quieres que te ayude? - me pregunta con voz ronca

 -¿No estabas con los establos?

 -He terminado allí.

 -Vale - respondo encogiéndome de hombros.

 ¿Qué es lo que ha pasado entre nosotros? Me da a mí que algo se ha apagado, se ha chamuscado o ha sido herido de gravedad. Creo que salió mejor parado Benny con un puñetazo en la cara, que yo, a la que le duele de verdad. Aunque por otro lado... ¿por qué lo hizo? No podrían haber sido celos porque... ¿Yo? ¿Cómo pueden pelearse dos chicos como Benny y Josh por mí? Podrían tener cualquier chica antes sus pies. Cualquiera. En cuánto a mis sentimientos... no puedo aclarar mi cabeza.

 -Josh.. quería preguntarte algo... -comencé a decir.

 -¿Sobre qué?

 -Sobre el...puñetazo. ¿Por qué lo hiciste?

 -Por... nada - suspiró - Laia, no quiero hablar sobre ello.

 -¿Por qué lo hiciste? -insistí con ganas.

 - Te contaré una historia. - se sentó en una roca del suelo y me hizo una seña para que me sentara -nadie sabrá que hemos tomado un pequeño descanso -sonrió. - Hace unos años yo era un cabezón, un críajo de doce años de edad cuando me pegué con Mark, ¿sabes que lleva coladito por tí desde qué te vió por primera vez?



 -Sí, sí que lo sé. No me lo recuerdes.

 -Con lo cual me pasé una semana en el cobertizo. Bueno, esa pelea fue por tí. Nada más entrar por la puerta, los dos te vimos. Vimos tu pelo rubio, por aquel entonces alisado. Tus ojos azul hielo.. Y tu... camiseta -rió a carcajadas. - Tu camiseta tan peculiar de Snoopy diciendo: Esto es horrible. -ah sí. Lo recuerdo, no entendía porque se rieron cuando me vieron con ella, pero al poco lo comprendí. Esto, este orfanato, es horrible. Le ví la gracia -Laia -hizo una pausa para mirarme.

 -¿Qué?

 -¿Recuerdas la segunda vez que me castigaron? Todos rumorean que me enrrollé con una chica.. es cierto, sí. Pero... no por lo que parece. Si lo hice fue... por tí, para darte celos. Verás Laia, desde que éramos pequeños, te ví y ya no pude apartar la mirada. Creo que estoy enamorado de ti.

 Silencio inquietante. Ninguno de los dos sabe que decir. El tiempo se detiene mientras nos miramos. Sin ser conscientes, de los ojos azul mar que nos observan a lo lejos. Testigos de mi beso con Josh.

1 comentario:

Andrea Ca$h! ♥s Zayn dijo...

Que bonito! Me encanta :')! A ver como sigue ^^.